El copywriting es cómo ligar

Vamos a ponerlo así.

Y lo voy a explicar de esta manera muy sencilla.

Imagino que alguna vez haz sentido vergüenza ajena al ver cómo un hombre trata de seducir una mujer.

Pero no hablo de la manera normal, que todos hacemos.

Hablo de aquella gente fastidiosa que piensan que para conquistar a la mujer, la deben perseguir hasta el final.

Y, probablemente, el resultado final serán unos cuantos insultos, acompañados de un buen cachetazo.

Una cosa es perseguir, y otra cosa es atraer.

No es lo mismo decirle cosas suaves y bonitas para endulzarle el oído a una mujer, y crearle una linda imagen tuya en su cabeza, que perseguirla hasta el final para obligarla a estar con vos.

En las ventas funciona igual.

Cuanto más persigas desesperadamente al cliente, menos frutos vas a tener.

Y aquí entra en juego el Copywriting.

El Copywriting es aquel que te seduce con palabras bonitas, que no necesita perseguir para ligar: usa un conjunto de palabras exactas para lograr el objetivo.

 Es una habilidad que te puede ayudar de por vida, una vez aprendida.

Para vender tu trabajo.

El de un amigo, o el de un cliente.

Sirve hasta para usar las palabras correctas al momento de ligar.

Conseguir resaltar entre tanta gente en el mundo no es fácil.

Pero las palabras lo pueden todo.

Y de estas cosas hablo en los mails diarios.

Nada de boludeces, ni de cosas que no sirven.

Copy y ventas. Ventas y copy.

Y si te cansas, es solo un click para desuscribirte.

Día que no estás, día que te perdés de info gratis. (x3)